miércoles, junio 26, 2013

Juicio a represores de San Lorenzo: Se acerca el veredicto



Tras el fallecimiento de Manuel Casado, el ex secretario general del gremio municipal de San Lorenzo y único querellante del juicio a represores del Cordón Industrial, el proceso se encamina hacia su último tramo. Este viernes comienzan los alegatos.  

Manuel Casado, único querellante del juicio a los represores que intervinieron la municipalidad de San Lorenzo durante la dictadura, falleció el 13 de junio y ya no podrá a escuchar la sentencia contra los tres acusados imputados por su secuestro y torturas, que se especula podría será leída el 5 de julio.  

La noticia del fallecimiento de Casado golpeó como un mazazo a los integrantes del espacio Memoria, Verdad y Justicia del Cordón Industrial, y a quienes participan cada audiencia del “aguante” frente a los tribunales federales –dónde se lleva adelante el primer juicio a represores de la ciudad de San Lorenzo–.

La muerte de la única víctima –y querellante– del proceso generó “un profundo dolor por la partida del valioso compañero”, tal cual refirió Edilio Didi Quiroga, uno de los testigos de la causa, quien explicó a Diario de los Juicios que Casado había sido internado días atrás por el agravamiento de una presunta hepatitis. Quiroga también manifestó su “bronca por las demoras de la justicia”, ya que –dijo– “ahora Casado, como ha ocurrido con muchas Madres, familiares de desaparecidos, o sobrevivientes, no podrá escuchar la sentencia a sus captores”.

El querellante había declarado el jueves 16 de mayo ante el Tribunal Oral Federal 1 de Rosario –compuesto por Otmar Paulucci, María Ivon Vella y José María Escobar Cello–, que fue secuestrado y torturado durante la dictadura, y logró reconocer a los tres imputados en la causa por delitos de lesa humanidad iniciada en marzo pasado, los ex militares Rubén Cervera y Horacio Maderna y el civil Pedro Rodríguez. Casado, la única víctima en el juicio oral en el que hay dos militares y un civil acusados de violaciones a los derechos humanos, relató en aquella audiencia ante los integrantes del tribunal, cómo fue secuestrado el 25 de marzo de 1976 y brindó detalles de su periplo por lugares de detención.

En su declaración testimonial, Casado –ex secretario general de del Sindicato de Trabajadores Municipales de la localidad de San Lorenzo– acusó a los militares retirados Rubén Osvaldo Cervera y Horacio Hugo Maderna, jefe y subjefe del Batallón de Arsenales 121 de Fray Luis Beltrán durante el terrorismo de Estado, y al civil Pedro Rodríguez, asesor jurídico de la Intendencia.

“El 25 de marzo voy al cementerio a llevar flores a mi padre con mi madre y tres hermanas. Cuando regresamos frente al Banco Nación de San Lorenzo se detienen un auto y un camión con soldados, se bajan unos soldados, me pegan dos culatazos en la parte de atrás de la cabeza y me suben al camión”, había declarado Casado.

“Me llevan a la Municipalidad, donde se acercan Rodríguez, Maderna y Cervera, me interrogan y me preguntan si pueden ir a mi casa”, narró la víctima, quien además, contó que después fue trasladado al Batallón de Arsenales 121 de Fray Luis Beltrán donde ve a los tres imputados dando órdenes.

Casado recordó que a los “tres, cuatro días me trasladan a la Jefatura de Policía de San Lorenzo, al altillo”, donde le dicen que se va a poder ir. Pero antes los militares fueron a su casa, donde “revolvieron todo y tiraron a mi hijo que entonces tenía 7 días junto al colchón donde estaba durmiendo”, contó.

Durante su declaración testimonial, el ex dirigente sindical puntualizó que durante su estadía en la Municipalidad de San Lorenzo, de la que Cervera era interventor y Maderna secretario de Gobierno de facto, “me pega el cabo Pinto” en presencia de los tres acusados en el juicio.  

Casado también contó que conoció al civil imputado en la causa, Rodríguez, desde antes del golpe de Estado porque ya trabajaba como asesor jurídico de la Intendencia de San Lorenzo y militaba en el peronismo. Y relató ante los jueces que cuando lo llevan al edificio municipal tras el secuestro, le pide a Rodríguez que le explique a los militares quién era él, a lo que el abogado replicó: “De esta no te salvás”.

Casado había declarado que fue torturado con golpes y “picana eléctrica en los testículos”. Tras su fallecimiento, el proceso continuará bajo la acusación de la fiscalía. En una audiencia posterior, del martes 18 de junio, el Tribunal –presidido por Otmar Paulucci– resolvió incorporar al proceso formalmente la notificación del deceso de Casado. Balza no declaró La última declaración testimonial prevista en el juicio, se había anunciado que estaría a cargo del general Martín Antonio Balza, quien se desempeñó como Jefe del Ejército Argentino entre el 4 de noviembre de 1991 y el 10 de diciembre de 1999.

La importancia de su declaración, surge del hecho ocurrido en 1995, cuando Balza hizo un anuncio histórico en la televisión, en el que reconocía la responsabilidad del ejército por violaciones sistemáticas de los derechos humanos realizada por las Fuerzas Armadas durante el golpe cívico militar.

Actualmente se desempeña como embajador en Colombia. Según informaron desde el tribunal, el testigo no pudo declarar según consta en una certificación del hospital militar donde los médicos alegan que se encuentra internado con cuadro de Síndrome de Abstemia anoréxica por una intoxicación alimentaria derivada en Gastritis.

Balza ya fue citado anteriormente en Rosario durante la instrucción de la causa, que se abrió en 2006, y tampoco pudo concurrir personalmente, aunque lo hizo por escrito.

En la audiencia del 18 de junio, la fiscalía dejó en claro que mantiene su interés en la testimonial de Balza, mientras que la defensa oficial del represor Cervera peticiono incorporar la declaración por lectura en caso de no poder concurrir la próxima etapa.

La sentencia Finalmente el juicio se encamina hacia su ultimo tramo, el tribunal anunció el inicio de los alegatos de fiscalía y defensas para este viernes 28 de junio, mientras que se especula como fecha para la lectura del veredicto, el 5 de julio.  
Con la tecnología de Blogger.