miércoles, noviembre 28, 2012

Juicio a los genocidas de San Nicolás: Pidieron prisión perpetua para los tres imputados

Las querellas del primer juicio oral y público por crímenes de lesa humanidad cometidos en San Nicolás durante la última dictadura, pidieron la pena de prisión perpetua para los represores Fernando Manuel Saint Amant, Antonio Bossié y Jorge Muñoz. El Tribunal Federal Oral 2 (TOF2) de Rosario, integrado por los jueces Omar Digerónimo, Beatriz Caballero de Barabani y Jorge Venegas Echagüe, escuchó este martes los alegatos finales de las querellas, que continuarán este miércoles con los de la Fiscalía.

“Pedimos perpetua para los tres imputados y desarrollamos nuestra posición a lo largo de toda la jornada”, explicó la abogada Ana Oberlin, representante de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación y del equipo jurídico de la agrupación Hijos Rosario.

“Durante el alegato desarrollamos toda la prueba que se reunió en la instrucción y en el propio proceso oral, que es mucha para todos los casos”, añadió la abogada. El juicio tiene como querellantes a las secretarías de Derechos Humanos de la Nación y de la provincia de Buenos Aires, a víctimas sobrevivientes y familiares de víctimas.

En todos los casos, las querellas son patrocinadas por abogados del equipo jurídico de HIJOS, representado por Ana Oberlin, Carolina Ibañez, Lucas Ciarniello y Álbaro Baella.

Los tres imputados a quienes las querellas pidieron prisión perpetua son el ex jefe militar del área San Nicolás, Saint Amant; el coronel retirado Antonio Federico Bossié, jefe de Operaciones de la zona; y el ex comisario a cargo de la delegación San Nicolás de la Policía Federal durante la última dictadura, Jorge Muñoz.

Los tres están acusados de ser los responsables de la Masacre de Juan B. Justo, un operativo conjunto de fuerzas militares y policiales en el que fueron asesinadas cinco personas, entre ellas dos menores de edad. En tanto, Saint Amant está imputado también en las otras dos causas nicoleñas que se unificaron en este mismo proceso oral que lleva adelante el TOF2 de Rosario, conocidas como las causas Alvira y Mastroberardino.

Oberlin explicó que se realizó “un alegato conjunto de todas las querellas” que abrevió el trámite, que continuará con el alegato del Ministerio Público, a cargo de los fiscales Juan Patricio Murray y Adriana Saccone. “Los delitos que les achacamos son homicidios, privación ilegítima de la libertad, tormentos, sustracción de bienes y sustracción por de menores”, explicó la abogada querellante.

En el juicio se probaron los hechos de la causa conocida como Masacre de Juan B. Justo, un operativo conjunto realizado el 19 de noviembre de 1976 en una casa situada en esa calle de San Nicolás, donde fue asesinado el matrimonio Omar Amestoy y María del Carmen Fettolini, junto a sus dos pequeños hijos Fernando (5) y María Eugenia (3).

En ese procedimiento también fue asesinada Ana María del Carmen Granada, quien alcanzó a resguardar a su bebé de apenas cuatro meses, quien luego fue el nieto recuperado por Abuelas, Manuel Gonçalvez.

En el juicio también se ventilan los casos de ocho militantes de la Juventud Peronista desaparecidos en San Nicolás entre abril y mayo de 1978. Las víctimas son María Regina Spotti, María Rosa Baronio, Eduardo Luís Reale, Horacio Arístides Martínez, María Cristina Alvira, Raquel Rosa Alvira, Víctor Gustavo Almada y Martín Adrián Almada; a los que se añade en la tercera causa la privación ilegítima de la libertad de José María Mastroberardino, quien fuera víctima de la dictadura por alquilar su vivienda al matrimonio Almada-Spotti.  

Fuentes: Redacción Rosario, Télam, El Eslabón, Diario del Juicio.  
Foto: Graciela Borda
Con la tecnología de Blogger.